015

Aunque se considere la tendencia sexual de los humanos un impulso, es preciso señalar que esa importantísima faceta de nuestras vidas que llamamos "conducta sexual" es el fruto de un aprendizaje que comienza con la temprana "socialización" del individuo y queda reforzado por las experiencias del adulto. Tanto es así que incluso el acto del coito depende de una larga serie de respuestas adquiridas —respuestas a las actitudes y a los modelos de conducta, así como al objeto de la elección sexual— que nos vienen dictadas por nuestro medio social.

(Kate Millett, Política sexual)

No hay comentarios: